El Ayuntamiento de Agüimes ayuda a habilitar una parcela para el acopio y reclasificación de tapones solidarios

El Ayuntamiento de Agüimes ayuda a habilitar una parcela para el acopio y reclasificación de tapones solidarios

El nuevo espacio, situado en la Zona Industrial de Arinaga, permitirá a la organización Todo Suma Canarias mejorar su sistema de recogida y reciclaje de tapones de plástico, con los que recaudar fondos para labores altruistas.

La organización Todo Suma Canarias cuenta desde hoy con un nuevo espacio en la Zona Industrial de Arinaga para el acopio y la reclasificación de tapones de plástico. El lugar ha sido habilitado por los operarios de Obras y Servicios del Ayuntamiento de Agüimes, como forma de colaborar con esta iniciativa solidaria que, mediante el reciclaje de estos plásticos especiales, consigue fondos que posteriormente destina a colaborar con causas altruistas. En este nuevo espacio de la Zona Industrial Arinaga los voluntarios de la organización podrán separar los tapones válidos para esta vía de reciclaje de los que no lo son, para posteriormente enviarlos a la empresa de recuperación. Los tapones proceden de los 16 puntos de recogida que esta ONG gestiona en toda la isla, en los municipios de Las Palmas de Gran Canaria, Telde, Santa Brígida y Santa María de Guía.

Todo Suma Canarias recoge las tapas de plástico de infinidad de envases y productos: garrafas, botellas de agua y refrescos, botes de leche y zumo, botes de especias, leche condensada, cafés y cacaos solubles, nata, galletas saladas, vasos de nocilla, pegamento, rotuladores, productos de limpieza e higiene, insecticidas y ambientadores, entre muchos otros. Es importante saber que no son aptas las tapas de jarabes, los vasos para analíticas, inhaladores, jeringuillas ni colirios. Tampoco sirven las tapas de productos de maquillaje, ni cápsulas de café, ni los recipientes de máquinas expendedoras de juguetes, ni pilas, trabas de la ropa, chapas, tapas metálicas o tapas de cartón. Es precisamente la introducción de materiales impropios lo que obliga a cribar y separar el material recibido antes de ser enviado a reciclar, una tarea para la que es idóneo el nuevo espacio habilitado en Arinaga.

La recuperación y reciclaje de los tapones de plástico no solo contribuye a mejorar el medio ambiente, reutilizando estos materiales como materia prima para la fabricación de nuevos artículos, sino que además produce recursos económicos con los que poder ayudar a personas que lo necesitan. En el caso de Todo Suma Canarias, los beneficiarios de su actividad son enfermos crónicos o con diversidad funcional en situación de dependencia, que precisan adquirir
sillas de ruedas, camas ortopédicas o aparatos de rehabilitación, que deben afrontar adaptaciones en su hogar o que necesitan sufragar tratamientos u operaciones muy específicas fuera de nuestra comunidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *